10 d’abril, 2007

Ver para creer

1. Para no ir más atrás, pongamos, Aznar se hace la foto en las Azores con la que aliaba a España en la coalición para la toma de Irak (y de su petróleo, porque de armas de destrucción masiva ya hemos visto que, obviamente, no había).

2. Aznar y el PP hacen oídos sordos a las grandes manifestaciones ciudadanas pidiendo la salida de las tropas de la ocupación ilegal de Irak.

3. El PP, a todo esto, gobierna con mayoría absoluta en Madrid. Por ello, todo el organigrama político y de toma de decisiones es de su absoluto control. Entre ellos los Ministerios de Defensa (del que depende el CNI), y el de Interior, del que depende, por ejemplo la Policía Nacional, y a cuyo frente estaba el actual número 2 del PP, Ángel Acebes; el mayor soporte actual dentro de la cúpula popular de la teoría de la conspiración, no?

4. El 11 de marzo de 2003, Madrid y sus alrededores sufre el mayor atentado de nuestra Historia, perpetrado por terroristas islamistas radicales.

5. El director de la Policía de entonces era Agustín Díaz de Mera, puesto por el PP.

6. El Gobierno de entonces mantiene (nos engaña deliberadamente, tenemos derecho a pensar) que ha sido ETA, y sólo después de las pruebas contundentes que se van sabiendo, se empieza a hablar de la conexión islamista.

7. El PP pierde las elecciones, pasando de la mayoría absoluta a la oposición, castigado entre otras cosas, por desoír a la población.


Ahora es cuando la racionalidad se debería imponer, y donde en un partido serio y con sentido de estado, se depurarían las responsabilidades, al menos por ineficaces.

Pero qué hace el PP?

1. El Ministro del Interior, Ángel Acebes, no sólo no dimite, deja el escaño, y pide perdón, sino que sigue siendo el número 2 del PP, azote de todo el que no asuma el pensamiento único y adalid de teorías conspirativas alrededor del 11M.

2. El director de la Policía de entonces, es "fichado" y ve "reconocida su labor" pasando a ser EURODIPUTADO del PP. Este señor es el que ha sido multado por la Audiencia Nacional y se le ha abierto un procedimiento por desacato al Tribunal, al negarse a revelar una fuente.

3. El PP sigue haciendo arma electoral del terrorismo, y no ve ocasión para meter cizaña contra el Gobierno.

4. El PP parece que no recuerda quién gobernó en España del año 1999 al 2003, período en el que están incluidos los días del 11 al 13 de marzo de 2003, donde era su responsabilidad toda la investigación, información, y trabajo alrededor del esclarecimiento del infame atentado.

Y un sinfín de ejemplo que podríamos seguir añadiendo, ya que la lista es larga. Un cúmulo de utilizaciones partidistas del dolor, de mantener la división, de alimentar la crispación, de no apoyar al Gobierno en la política antiterrorista, y en alentar a todos aquellos que, en vez de lamentar el atentado, apoyar a todas las víctimas, reconocer la labor de los jueces y policías, abominar de los responsables que perpetraron el atentado, se dedican a discutir sobre la composición de la dinamita, sobre si el perro olfateador tiene pedigrí o si el policía que la mañana del 11M se dejó la piel y arriesgó su vida para salvar la de otros, ese día había bebido un cortado corto de café, en vez de un agua con gas, " 'amos no me...:" Ver para creer.